El escaso manejo del ingles por parte de los brasileños ha empeorado y su grado de fluidez bajó de "bajo" a "muy bajo", indicó un estudio, lo que es una noticia preocupante dado que el inglés será la lengua franca durante la Copa del Mundo del 2014 y los Juegos Olímpicos del 2016 en Río de Janeiro.

El informe fue preparado por la compañía internacional de enseñanza de idiomas EF Education First, con sede en Zurich, Suiza.

"El escaso manejo en inglés de los brasileños indica que este país no está totalmente preparado para organizar eventos importantes como la Copa Mundial o los Juegos Olímpicos", afirmó Samy Dana, profesor de economía y finanzas en la Fundación Getulio Vargas.