El alemán Sebastian Vettel, líder del campeonato de Fórmula Uno, obtuvo la pole el sábado para el Gran Premio de India al superar a su compañero de escudería Mark Webber por cuatro centésimas de segundo, en la tercera barrida consecutiva de Red Bull en la primera fila de la parrilla.

La pareja de McLaren Lewis Hamilton y Jenson Button, se clasificó en el tercer y cuarto puesto respectivamente en el Circuito Internacional Buddh, delante de los pilotos de Ferrari, el español Fernando Alonso y el brasileño Felipe Massa. Alonso va detrás de Vettel por seis puntos en la clasificación general.

Vettel busca una cuarta victoria consecutiva en busca de un tercer título de Fórmula Uno seguido, algo que solamente han logrado el argentino Juan Manuel Fangio y el alemán Michael Schumacher. Vettel además completó el doblete con la pole y el triunfo en la carrera inaugural del GP de India el año pasado.

"Afortunadamente, pude componer la vuelta. Estoy muy contento con la vuelta", dijo Vettel. "Ha sido un grandioso fin de semana hasta ahora, sin problemas con el auto".

El piloto de Lotus Kimi Raikkonen clasificó en el séptimo lugar, seguido por el mexicano de Sauber, Sergio Pérez; el venezolano de Williams, Pastor Maldonado; y el alemán de Mercedes, Nico Rosberg.

La pole, sumada al dominio que ha mostrado recientemente, sugiere que será muy difícil detener a Vettel en la carrera del domingo. Pero el alemán agregó una nota de advertencia.

"Mañana es el ejercicio más importante", dijo. "Los (pilotos de) McLaren fueron muy rápidos en los tramos largos en la práctica, junto con los de Ferrari".

Hamilton no esperaba representar un desafío para la escudería Red Bull en la clasificación, pero aceptó que McLaren y Ferrari tienen la oportunidad de vencer a los líderes del campeonato el domingo.

"No somos lo suficientemente rápidos como para superarlos (a los pilotos de Red Bull) pero definitivamente los podemos desafiar en la carrera. Nuestro ritmo de práctica fue tan bueno como el de ellos en los tramos largos".

Alonso también quedó satisfecho con su puesto en la parrilla, y aseguró que Vettel es vulnerable en la carrera y en el campeonato.

"Nuestro ritmo mejora un poco el domingo", expresó el español. "Todavía creo que podemos sumar buenos puntos mañana, ojalá más que Sebastian, y ojalá que en las próximas carreras seamos más competitivos".

La estrategia de los neumáticos será crucial, y Pirelli recomendó una sola parada en los pits para algunos vehículos, aunque se espera que la mayoría realicen dos cambios. Vettel tuvo la ventaja de realizar sólo 13 vueltas en las tres sesiones de clasificación, cuatro menos que Webber, 10 menos que Hamilton y ocho menos que Alonso, lo que significa que tendrá llantas más frescas el domingo.

Webber cometió un par de errores en su última vuelta pero aun así su tiempo de la penúltima vuelta resultó ser lo suficientemente bueno para darle el segundo puesto de largada.

"Me sorprendió terminar en segundo lugar, para ser honesto", dijo Webber.