El 23 Festival Internacional de Ballet de La Habana arrancará mañana y cerrará el próximo 7 de noviembre animado por el tema de "la tradición y los nuevos caminos" y la presencia de artistas y compañías de 21 países, entre los que destacan EE.UU. España, Francia, Reino Unido, Rusia y Argentina.

La gala inaugural del evento tendrá lugar en la noche de este domingo en el Teatro Nacional de Cuba, una de las varias sedes del Festival que está presidido por la directora del Ballet Nacional de Cuba, Alicia Alonso.

Entre los invitados más esperados, figuran la compañía estadounidenses Tom Gold Dance, integrada por bailarines del New York City Ballet, y un grupo de artistas que acompañarán al exbailarín cubano José Manuel Carreño, radicado en Estados Unidos, como Paloma Herrera, Sarah Lane, Xiomara Reyes y Joaquín de Luz.

Asimismo estarán en La Habana la compañía Jo Strongen de Noruega, las francesas Malandain Ballet Biarritz y Ballet Preljocaj, el Ballet de Cámara de Madrid, el de Concierto de Puerto Rico y el Taller Coreográfico de la UNAM, de México.

Entre los bailarines internacionales actuarán integrantes del English National Ballet y el Northern Ballet, del Reino Unido; del Ballet de la Opera de Dresden y de Bucarest, además del Ballet Nacional Holandés.

De Latinoamérica se ha anunciado la actuación de figuras como Carla Vincelli y Federico Fernández del Ballet Estable del Teatro Colón de Buenos Aires, así como de Natalia Berrios y José Manuel Ghiso del Ballet de Santiago de Chile.

El festival contará además con estrellas internacionales como los españoles Lola Greco, María Juncal y Sergio Bernal, y el italiano Luca Giaccio, bailarín principal del Ballet de la Comunidad de Madrid, que dirige Víctor Ullate.

Como parte del programa se han anunciado ocho estrenos mundiales a cargo de coreógrafos cubanos y extranjeros, mientras al menos 37 obras y espectáculos se verán por primera vez en los escenarios de la isla.

La lista de estrenos incluye las piezas "Solo para un ángel contemporáneo", de la mexicana Gloria Contreras y dedicada al "Che" Guevara; "Tango Fantasie", del estadounidense Tom Gold, y "Lúa", "Bolero 1830" y "Goyescas", de los españoles Mercedes Suárez, Mariemma y Paco Pozo.

Por Cuba, se han anunciado obras firmadas por Alicia Alonso, como "Nosotros", con música de Frederic Chopin; "Acis y Galatea", una puesta en escena de la ópera pastoral homónima del compositor alemán Georg Friedrich Handel, y "La destrucción del danzante", inspirada en un poema del escritor cubano Virgilio Piñera (1912-1979).

La exbailarina cubana, de 91 años, ha afirmado que "la danza del pasado y el futuro" conducirá esta edición, que ha programado piezas emblemáticas de su repertorio como "La fille mal gardée", "Giselle" y "Shakespeare y sus máscaras".

El 23 Festival de La Habana dedicará también galas en homenaje al centenario de los natalicios del bailarín Igor Youskevitch y de Virgilio Piñera, y del estreno de la pieza "La Comparsa", del compositor y pianista cubano Ernesto Lecuona.