Un 72 % de los hogares ecuatorianos no ahorra agua y tan solo un 15 % estaría dispuesto a pagar una tasa adicional por conservar y mantener las fuentes de ese líquido, según una encuesta divulgada hoy por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

El sondeo, realizado en junio a casi 21.800 hogares en zonas urbanas y rurales, revela que las familias ecuatorianos consumen mensualmente 27 metros cúbicos de agua en promedio.

Tan solo un 28 % de los ecuatorianos realiza alguna práctica de ahorro de agua, un porcentaje que es algo mayor en las ciudades, especialmente en Quito, y menor en el campo.

El estudio revela además que menos de un 19 % de los encuestados separa en su casa los desechos de plástico, papel u orgánicos, y que aproximadamente un 15 % usa pilas recargables.

También indica que un 47 % no lleva bolsa o cesta propia cuando va de compras, mientras que un 31 % lo hace a veces y un 22 % siempre.

En cambio, es mayoritario el uso de focos de luz ahorradores, que están instalados en un 79 % de las viviendas, aunque la gran mayoría de los hogares lo hace por el ahorro que eso supone en la factura mensual, y no por sus beneficios ambientales.

Según el estudio, los hogares ecuatorianos consumen en media 137,43 Kw de electricidad por mes.

El INEC publicó el sondeo al mismo tiempo que en Quito se celebra la primera Cumbre Internacional del Medio Ambiente para Niños y Niñas (CIMA Kids), que intenta dotar de una conciencia ecológica a los menores ecuatorianos.

Sus organizadores esperan que más de 100.000 menores pasen por sus talleres y exposiciones en los cinco días que estará abierta, hasta el domingo, y que después lleven nuevos hábitos ambientales a sus casas.