El 81 por ciento de los franceses no cree que la próxima edición del Tour de Francia vaya a estar limpia de casos de dopaje, según una encuesta publicada hoy por el diario gratuito "Metro".

El porcentaje de los pesimistas es menor entre el grupo específico de seguidores de la ronda gala, de los cuales un 64 % piensa que no habrá casos de dopaje.

Durante la presentación del recorrido de la próxima edición, el pasado miércoles, el director de la carrera, Christian Prudhomme, se mostró confiado en que "el Tour vencerá al dopaje".

El ciclismo, y en particular el Tour, su carrera más importante, se ha visto muy afectada por el "caso Armstrong", después de que el hombre que más veces ha ganado la carrera se viera desposeído de sus siete triunfos en París por su implicación en el dopaje.

El sondeo publicado hoy muestra que, pese a todos los escándalos, el interés de la carrera crece entre los franceses.

En 2009 eran un 27 % los que se interesaban por la ronda gala, un porcentaje que ha subido hasta el 35 % en la última encuesta.