El presidente de Ecuador, Rafael Correa, afirmó hoy en Santiago que su país ha actuado "conforme al derecho internacional" al haber otorgado asilo al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, que está refugiado en la embajada de su país en Londres desde el pasado 16 de agosto.

"No entiendo por qué se habla de impasse si se está actuando de acuerdo al derecho internacional, ejerciendo la soberanía, buscando defender los derechos humanos del señor Assange", precisó el mandatario en una entrevista con Radio Cooperativa.

Según el presidente ecuatoriano, que se encuentra de visita en Chile, "el señor Assange ni siquiera está acusado (de supuestos delitos sexuales) en Suecia, (sólo) se le busca para interrogatorio".

"Jamás nos habríamos prestado a obstruir la Justicia sueca", subrayó el gobernante ecuatoriano, que añadió que se le otorgó asilo al periodista australiano "porque evaluamos que había peligro para la vida del señor Assange si es que era extraditado y había serios indicios que no se respetaría el debido proceso".

"Ofrecimos la embajada de Ecuador en Londres para que fuera un fiscal sueco a tomar la declaración", puntualizó y consideró que existen dos formas de solucionar el asunto.

"La primera salida es que el fiscal sueco lo interrogue en la embajada, la segunda es que si va a Suecia se den garantías para no ser extraditado a un tercer país, y esas garantías no se han entregado", sostuvo.

Ecuador ha planteado en este casi su aprensión de que una vez en Suecia, Julian Assange sea enviado a Estados Unidos, donde está acusado de atentar contra la seguridad nacional a través de documentos secretos filtrados a través de WikiLeaks.