Un total de 8.755 personas se ha visto obligada a abandonar sus casas en la República Dominicana debido a las lluvias provocadas por el huracán "Sandy", que avanza hacia Bahamas tras pasar por Cuba, informó hoy una fuente oficial.

Un informe del Centro de Operaciones de Emergencia (COE) precisó, además, que las lluvias afectaron 656 viviendas y que 77 localidades, la mayoría de ellas en la provincia de Azua (suroeste), están incomunicadas por la crecida de ríos.

Once de las 32 provincias del país se encuentran en alerta roja (máxima), diez están en amarilla (intermedia) y el resto en verde (mínima), según el boletín del COE.

Las lluvias obligaron la suspensión de la docencia en el país y provocaron cortes en el sistema eléctrico nacional, lo que ocasionó que momentáneamente el metro de Santo Domingo estuviera sin servicio.

La avería se ha ido corrigiendo paulatinamente, informó la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), si bien los usuarios continúan reportando cortes en el servicio.

"Sandy", de categoría 2, y cuyas lluvias han dejado tres muertes en el vecino Haití, avanza hacia el norte y se aproxima a las Bahamas tras haber pasado sobre Cuba con vientos máximos sostenidos de 165 kilómetros por hora, y no se descarta que la semana próxima toque tierra ya como tormenta tropical en la costa noreste de Estados Unidos.

El Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EE.UU. detalló en su boletín de las 15.00 GMT que "Sandy" se encuentra a unos 110 kilómetros al sur-suroeste de isla Larga (Bahamas) y a 135 kilómetros al sur-sureste de Exuma (Bahamas), y se desplaza hacia el norte a 26 kilómetros por hora.

La mayor amenaza recae ahora sobre las Bahamas, donde está vigente un aviso de huracán, mientras que en la costa este de Florida y parte de los cayos se mantiene un aviso de tormenta tropical.

Los expertos del CNH prevén que este huracán de categoría dos sobre un máximo de cinco en la escala Saffir-Simpson siga avanzando hacia el norte hasta esta noche, cuando podría girar hacia el nor-noroeste y reducir ligeramente su velocidad de desplazamiento.