El papa Benedicto XVI anunció el miércoles la creación de seis nuevos cardenales, incluido el arzobispo de la capital colombiana Rubén Salazar Gómez.

Los nuevos cardenales serán nombrados en un consistorio que se celebrará el 24 de noviembre, afirmó el Pontífice tras la audiencia pública general de los miércoles.

"Con gran alegría anuncio que el próximo 24 de noviembre tendré un consistorio en el cual nombraré seis nuevos miembros del Colegio Cardenalicio", dijo el Papa.

Los cardenales "tienen la tarea de ayudar al sucesor de Pedro en el desarrollo de su ministerio y de confirmar a los hermanos en la fe, y de ser principio y fundamento de la unidad y de la comunión de la Iglesia", explicó el Vaticano.

Los otros nuevos cardenales son: James Michael Harvey, prefecto de la Casa Pontificia, Béchara Boutros Rai, patriarca de Antioquía de los Marinitos (Líbano); Baselios Cleemis Thottunkal, arzobispo mayor de Trivandrum de los Siro-Malankaresi (India).

Además, John Olorunfemi Onaiyekan, arzobispo de Abuya (Nigeria) y Luis Antonio Tagle, arzobispo de Manila (Filipinas).

El Colegio Cardenalicio está compuesto ahora por 205 miembros, de los cuales 116 purpurados tienen derecho a voto en el próximo cónclave cuando se deba elegir al nuevo Papa por ser menores de 80 años; 89 no son electores por haber superado esa edad.

Monseñor Salazar Gómez, de 70 años, nació en Bogotá.

En la Universidad Gregoriana de Roma obtuvo el título en teología y después, en el Pontificio Instituto Bíblico, uno en Sagrada Escritura.

Fue ordenado sacerdote el 20 de mayo de 1967, incardinándose en la Arquidiócesis de Ibagué, obispo de Cúcuta el 11 de febrero de 1992 y recibió la consagración el 25 de marzo de 1992.

El 18 de marzo de 1999, Juan Pablo II lo nombró Arzobispo de Barranquilla y, en julio de 2008, presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC) para el trienio 2008-2011.

También fue elegido ese mismo año presidente de la Comisión de Conciliación Nacional, instancia desde la cual ha liderado la iniciativa de un Acuerdo Nacional de mínimos de paz y reconciliación.