La tormenta "Tony", la decimonovena de la temporada de huracanes en el Atlántico, perderá sus características tropicales el jueves mientras se desplaza al oeste-suroeste de las islas Azores.

El Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos informó hoy que "Tony" tiene vientos máximos sostenidos de 85 kilómetros por hora y pronosticó pocos cambios en su intensidad durante las próximas 24 horas, "seguido por un gradual debilitamiento".

"Se espera que 'Tony' se convierta en un sistema post-tropical el jueves", vaticinó en su boletín de las 21.00 GMT de hoy.

La tormenta, que se formó el martes, está localizada cerca de la latitud 29,6 grados oeste y longitud 42, a 1.705 kilómetros al oeste-suroeste de las Azores.

Los meteorólogos del CNH indicaron que se desplaza hacia el este-noreste a 41 kilómetros por hora y no representa peligro para ninguna zona terrestre.

En lo que va de temporada de huracanes en el Atlántico, que comienza el 1 de junio y se prolonga hasta el 30 de noviembre, se han formado 19 tormentas tropicales, incluyendo a "Tony", y 10 huracanes.

La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de Estados Unidos (NOAA, por su sigla en inglés) pronosticó que sería una temporada muy activa en la que se formarían hasta 17 tormentas tropicales y entre 5 y 8 de ellas podrían transformarse en huracanes.