Unos 38 hinchas del Colón de Santa Fe fueron procesados el miércoles por vandalismo tras el partido que su equipo perdió 2-1 la noche del martes ante Cerro Porteño de Paraguay por la Copa Sudamericana de fútbol.

El fiscal Cristian Bernal, en reunión con periodistas, anunció que los fanáticos fueron denunciados por producir daños en los sanitarios del estadio cerrista y por destrozar parabrisas de vehículos en los alrededores de la cancha.

Los hinchas se encuentran detenidos en una comisaría policial con la asistencia del cónsul argentino Ricardo Groselli, quien informó acerca de gestiones oficiales para que los acusados, eventualmente, pudiesen abandonar el país en condición de expulsados.

Cerro Porteño enfrentará en cuartos de final al ganador de la llave Tigre (Argentina)-Deportivo Quito (Ecuador).