El padre del presidente peruano, Ollanta Humala, Isaac Humala, declaró hoy que le daría un premio al jefe del Instituto Nacional Penitenciario (INPE) si es que permitió la salida de su hijo preso, Antauro, en la Navidad del año pasado sin estar enfermo, como se informó entonces.

"Suponiendo que fuera cierto, yo le daría un premio al director del INPE porque las cárceles deben ser centros de reeducación", dijo el también abogado de Antauro Humala en entrevista con Canal N.

El último fin de semana se difundieron imágenes que supuestamente demostraban que Antauro Humala salió, de la cárcel de Piedras Gordas en la que estuvo recluido, caminando sin problemas de salud, en vísperas de la Navidad de 2011.

No obstante, el jefe del INPE, José Luis Pérez, aclaró el lunes que las imágenes han sido manipuladas y que no corresponden a la fecha en que se reportó un problema renal en Humala para autorizar su salida a una clínica local, donde pasó la Navidad y el Año Nuevo.

El padre del mandatario peruano dijo que no le molesta que su hijo, condenado a 19 años de cárcel, haya salido de la prisión en esas fechas porque demostraría que el país estaría "muy bien" en temas penitenciarios.

Isaac Humala declaró que "no hay ningún interno peor que en la Base Naval", donde Antauro fue recluido como medida disciplinaria en abril de este año.

El hermano del presidente "está permanentemente solo, no trata con nadie, y no ha visto ni conoce a (el exasesor de inteligencia Vladimiro) Montesinos, ni a (el fundador de Sendero Luminoso) Abimael Guzmán", recluidos también en la prisión de máxima seguridad de la Base Naval, indicó Humala.

Antauro Humala fue condenado a 19 años de cárcel por encabezar un levantamiento en 2005 contra el entonces presidente Alejandro Toledo que dejó seis muertos, cuatro de ellos policías.

La familia del presidente peruano ha quedado dividida, a raíz de la reclusión de Antauro en la Base Naval, porque sus padres le exigen que el hermano preso sea transferido a una cárcel común.