El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) confirmó hoy que ha registrado 6.815 sirios que han huido de su país y han logrado entrar en Egipto, aunque las autoridades egipcias consideran que el número real de refugiados asciende a 150.000.

Así lo aseguró hoy en rueda de prensa la portavoz del ACNUR, Melissa Fleming, quien explicó que la disparidad en las cifras se debe a que muchos de los refugiados deben aún estar sobreviviendo con sus pocos recursos, pero una vez sus ahorros se reduzcan buscarán la ayuda internacional y se registrarán.

Según los últimos recuentos de ACNUR, oficialmente hay 358.000 refugiados sirios que han cruzado fronteras internacionales.

La mayoría de ellos siguen estando en Turquía (unos 170.000); en Jordania 107.700; en Líbano 101.000; en Iraq, 42.600; y una cifra que rondaría los 16.000 en Europa.

"Seguimos registrando unos 2.000 refugiados por día. Si sigue esta tendencia, creo que se cumplirá la previsión de 700.000 refugiados para final de año", confirmó Fleming.

Los recientes disturbios en Líbano han obligado al ACNUR a parar momentáneamente sus operaciones, aunque esperan poder comenzarlas de nuevo en cuanto la seguridad lo permita.

Finalmente, Fleming se lamentó que dos semanas después de haber lanzado la revisión del Plan de Respuesta para Siria, que asciende a 487,9 millones de dólares, hasta la fecha, sólo se ha recibido un tercio del dinero solicitado.