La Policía de Colombia detuvo a un supuesto narcotraficante con una amplia hoja de vida en el crimen organizado, del que la institución dijo hoy que era un "protegido" por las FARC.

El director de la Policía colombiana, general José Roberto León Riaño, identificó ante periodistas al detenido como Óscar Sergio Asuad Otero, alias "Ratón", "heredero" de otros capos y solicitado en extradición por autoridades de Estados Unidos.

Según el alto oficial, "Ratón" era "protegido" por el Bloque Sur de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), guerrilla con la que negociaba cocaína, "que se produce en los laboratorios de esa organización" en selvas del sur del país.

La policía colombiana con apoyo de la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA) ubicó al presunto narcotraficante en la provincia de Lago Agrio, en Ecuador.

"Ratón", sin embargo, fue detenido en Cali, suroeste colombiano, tras practicarse una cirugía plástica de nariz y mentón en una clínica de Villavicencio (centro), "con el fin de cambiar su apariencia", señalaron las autoridades.

Según los investigadores de la policía colombiana, "Ratón" fue el artífice de la sociedad entre la banda criminal y narcotraficante "Los Urabeños" y la mafia mexicana, particularmente con el Cartel de Sinaloa.

El mismo presunto narcotraficante está vinculado en el asesinado de un informante de la DEA en 2011 en Bogotá.

Asuad Otero es solicitado por una corte del estado de Florida en Estados Unidos por cargos de narcotráfico.