El estadounidense Peter Meyers, estudioso de las relaciones entre literatura y nuevas tecnologías, dijo hoy que los libros ya no son "paquetes" que impiden la interactividad ni jugar con elementos tecnológicos pues eso está superado ampliamente.

Meyers explicó a Efe que en la actualidad se puede añadir a "la experiencia del libro" aspectos como audio o interactividad con otros usuarios, con el fin de enriquecer la lectura tradicional.

La interactividad permite que en foros de internet fanáticos de una obra compartan creaciones propias para darle continuidad o un final diferente a la historia original.

El especialista, colaborador de diarios como The New York Times y The Wall Street Journal, matizó que eso no quiere decir que leer libros en un dispositivo electrónico sea más "maravilloso".

De los libros que escriban en el futuro los niños de ahora, que crecen rodeados de dispositivos tecnológicos como vídeoconsolas o "smartphones" (teléfonos inteligentes), Meyers dijo que espera "collages", mezclas donde quede patente el uso de estas tecnologías.

Meyers se encuentra en Río de Janeiro, donde hoy expondrá sus teorías sobre esta relación en una conferencia con la que se inaugura el ciclo "Zona Digital", dedicado al impacto de las nuevas tecnologías en la creación cultural.

"Zona Digital" es un centro de discusión sobre el impacto de las nuevas tecnologías en la creación cultural digital y su reflejo en el mercado editorial, puesto en marcha por Oi Futuro, un instituto social de la operadora de telefonía Oi.

El programa de "Zona Digital" incluye otras conferencias sobre temas como los juegos narrativos y el uso del libro como aplicación multimedia.