El actor Joaquin Phoenix, candidato a dos Óscar por "Walk the Line" y "Gladiator", mostró su desprecio más absoluto por la temporada de premios de Hollywood de la que quiere mantenerse al margen, según dijo en una entrevista publicada hoy en internet por Interview Magazine.

Phoenix, de 37 años y nacido en Puerto Rico, calificó de "total sandez" todo lo que rodea a los galardones y aseguró que no quiere "ser parte de eso".

"No creo en ello. Es una zanahoria, pero es la zanahoria con peor sabor que he probado en toda mi vida. No quiero esa zanahoria", declaró el actor que repitió ese mismo mensaje hoy en su cuenta en Twitter.

Phoenix respondió de esa manera cuando fue preguntado por el periodista sobre cuál era su actitud ante la campaña de su última película, "The Master", para los máximos galardones del séptimo arte, dado que el intérprete suena como posible candidato a estatuilla.

"Es algo totalmente subjetivo. Enfrentar a unas personas contra otras... Es la cosa más estúpida de todo el mundo. Fue uno de los períodos de mi vida más incómodos cuando 'Walk the Line' estaba pasando por todo eso de los premios. No quiero tener esa experiencia nunca más", insistió Phoenix.

Joaquin Phoenix se sumó así a una lista de artistas que se niegan a ser parte activa en las carreras por los premios, tales como Christian Bale, Sean Penn, Woody Allen y antes que ellos figuras como Marlon Brando, entre otros.

En 2008, Phoenix llamó igualmente la atención cuando anunció su retirada del cine para dedicarse a la música, unas sorprendentes manifestaciones que resultaron ser una falacia y respondieron a un intento del actor de dar verosimilitud a un documental titulado "I'm Still Here" que narraba sus intentos como cantante.