El cardenal de Lima, Juan Luis Cipriani, pidió hoy a la imagen del Señor de los Milagros que "aleje del mundo la plaga del aborto" y volvió a defender que la única unión válida es entre hombre y mujer.

Un día después de que fuera aprobada en Uruguay una ley que despenaliza el aborto hasta la semana duodécima de gestación si la mujer así lo quiere y siempre que se haga bajo la supervisión del Estado, el cardenal Cipriani lanzó un duro alegato contra la interrupción voluntaria del embarazo en una homilía con motivo del día en que se venera al popular Señor de los Milagros.

"Señor de los Milagros custodia especialmente a los niños por nacer en el vientre de su madre, aleja del mundo la plaga del aborto", dijo Cipriani.

El cardenal limeño dijo también en su homilía: "vemos que ha entrado en el mundo una oscuridad, y nos duele porque queremos tanto a esos niños, hogares y familias, a ese matrimonio".

El Señor de los Milagros, el Cristo Morado, recorre hoy a hombros de sus fieles varias calles de la Lima antigua.

Cuando sea promulgada la ley por el presidente José Mujica, Uruguay será el primer país suramericano con una despenalización tan amplia de la interrupción voluntaria del embarazo, solo existente hasta ahora en Cuba, Guyana, Puerto Rico y el Distrito Federal de México.