La construcción de casas en Estados Unidos se aceleró un 15 % en septiembre y alcanzó la tasa anualizada de 872.000 unidades, la más alta en más de cuatro años, informó hoy el Departamento de Comercio.

Cinco años después del colapso del mercado financiero, que arrastró a Estados Unidos a su recesión económica más profunda y prolongada en casi ocho décadas, la actividad de construcción superó el mes pasado los cálculos de los analistas, que esperaban una tasa anualizada de 770.000 unidades.

Cuando faltan veinte días para una elección presidencial en la cual el ritmo de reactivación económica es uno de los asuntos centrales, el informe muestra que los permisos de construcción, que apuntan a la actividad futura, subieron en septiembre un 11,6 % a 894.000, el nivel más alto en cuatro años.

Los permisos para la construcción de casas unifamiliares, que representan casi tres cuartas partes del mercado inmobiliario, aumentaron un 6,7 % el mes pasado y llegaron a una tasa anualizada de 545.000 unidades.

Los permisos para la construcción de unidades multifamiliares aumentaron tres veces más rápido, mostró el informe.