Janis Sharp, la madre del pirata informático Gary Mckinnon, agradeció hoy la "valiente decisión" de la ministra de Interior británica, Theresa May, quien anunció que su hijo no será extraditado a Estados Unidos.

La Justicia estadounidense reclamaba a Mckinnon por haber accedido en marzo de 2002 desde suelo británico a ordenadores gubernamentales de la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA), el Ejército, la Marina, el Departamento de Defensa y la Fuerza Aérea.

"Siempre supe que (May) tenía las agallas para hacer frente a los Estados Unidos", afirmó Sharp, emocionada, en rueda de prensa tras conocerse que finalmente Mckinnon permanecerá en el Reino Unido por razones humanitarias.

La titular de Interior justificó hoy su decisión durante una comparecencia en el Parlamento británico alegando que existía un "elevado riesgo" de que el acusado, que padece el síndrome de Asperger (una forma de autismo), se suicidara si era entregado a EEUU, donde le aguardaba una condena de hasta 60 años de cárcel.

La madre de Mckinnon relató que su hijo "literalmente no podía hablar" cuando conoció la noticia, y que luego se "echó a llorar", y agradeció todo el apoyo recibido durante los años de lucha judicial, que han supuesto "una montaña rusa emocional", según sus palabras.

"Es la primera vez en años que veo a mi hijo sonreír", aseguró, y agregó que la decisión ha salvado la vida del acusado, que ahora "podrá reconstruir su vida".

Un portavoz del primer ministro, David Cameron, aclaró que la decisión de parar la entrega de Mckinnon a EEUU es "competencia exclusiva" de May, y que en cualquier caso el jefe del Ejecutivo británico "apoya" la medida.

"La señora May informó al primer ministro antes de acudir al Parlamento, donde presentó todas las pruebas. Dejó muy claro en su intervención que había tenido en cuenta las recomendaciones legales y médicas", señaló la misma fuente.

El portavoz añadió que los gobiernos británico y estadounidense "han hablado" de introducir posibles cambios en los procesos de extradición, una posibilidad que la ministra de Interior expuso hoy en su intervención parlamentaria.