Las autoridades cerraron el martes temporalmente un cruce fronterizo entre Estados Unidos y Canadá, luego que un hombre en una furgoneta con matrícula del estado de Washington le disparó a una guardia fronteriza canadiense en el cuello y seguidamente al parecer se suicidó, dijo un funcionario policial.

El cabo de la Real Policía Montada de Canadá Bert Paquet dijo a reporteros que la agente de la patrulla fronteriza canadiense estaba respirando mientras era llevada en helicóptero a un hospital, pero no dio más detalles de su estado.

La agente estaba en su caseta del cruce fronterizo Peace Arch cuando fue baleada. Los investigadores tratan de determinar las circunstancias y motivos del hecho, dijo Paquet. No se había confirmado si el autor de los disparos era el dueño de la furgoneta.

El cruce de Peace Arch, en Blaine, es el tercer puerto de entrada más transitado en la frontera norte de Estados Unidos. El mes pasado, promedió 9.000 automóviles cruzando hacia el lado estadounidense cada día, dijo el Servicio de Aduanas y Fronteras de Estados Unidos.

El cruce incluye un monumento de 20 metros de altura en forma de arco que conecta los dos países.

El gobernador del estado de Washington, Chris Gregoire, dijo que habló con la primera ministra de Columbia Británica, Christy Clark, y prometió la cooperación del estado con la investigación.