El grupo guerrillero Ejército del Pueblo Paraguayo atentó con una bomba de fabricación casera contra una columna de electricidad en el norteño pueblo de Horqueta produciendo daños menores, informaron el lunes las autoridades.

"El atentado ocurrió en la noche del sábado pasado en la comunidad Tupá Renda, en las afueras del pueblo Horqueta", informó Carlos Heisele, presidente de la compañía estatal de electricidad.

Especificó que la bomba "no pudo derribar la torre del tendido eléctrico pero produjo daños menores que ya fueron solucionados".

La policía informó que el Ejército del Pueblo Paraguayo dejó en el lugar un comunicado señalando que "los políticos paraguayos al igual que los oligarcas son una minoría insignificante de ricachones miserables y explotadores que viven enriqueciéndose a costa del trabajo de obreros y campesinos".

El panfleto agregó que el gobierno de "Federico Franco al igual que los anteriores es un gobierno títere al servicio de los ricos y el imperialismo yanqui".

La banda rebelde opera en la selva de los departamentos de San Pedro y Concepción, a 330 y 450 kilómetros al norte de Asunción, dedicándose desde 2008 al secuestro extorsivo y a ataques armados y con artefactos explosivos contra puestos policiales, militares y del ministerio público.

Dos semanas atrás, la guerrilla atacó con explosivos artesanales del tipo molotov a una radioemisora de Horqueta por difundir en espacio publicitario la oferta de recompensa del gobierno de un millón de dólares para quien brinde datos que conduzcan al apresamiento de sus líderes.

Unos días antes, mató a una mujer en las cercanías de la misma radio haciendo explotar un artefacto en su boca, aparentemente como castigo por ser informante de la policía.

En sus inicios en 1998 el Ejército del Pueblo Paraguayo era una banda de asaltantes de bancos y financieras, pero posteriormente se convirtió en el brazo armado del izquierdista partido Patria Libre sin representación parlamentaria.