Norodom Sihanouk, el rey de Camboya que continuó siendo una figura influyente en la política de su país a través de medio siglo de guerra, genocidio y agitación social, falleció. Tenía 89 años.

El portavoz del gobierno camboyano Khieu Kanharith dijo que Sihanouk falleció en la madrugada del lunes de causas naturales en Beijing, adonde había viajado para someterse a un tratamiento médico a principios de este año.

El príncipe Sisowath Thomico, miembro de la familia real que también era el asistente de Sihanouk, dijo que el ex rey había sufrido un parao cardíaco en el hospital de Beijing.

"Su deceso ha sido una gran pérdida para Camboya", destacó Thomico, agregando que Sihanouk había dedicado su vida "para el bien de toda la nación, el país y el pueblo camboyano".

Sihanouk fue una figura destacada en la política camboyana durante seis décadas hasta que abdicó en el 2004, debido a mala salud y fue sucedido por su hijo, Norodom Sihamoni.

Sihanhouk estuvo en China desde enero, y había sufrido de varias enfermedades inclusive de cáncer de colon, diabetes e hipertensión.

Kanharith dijo que se habían hecho gestiones para repatriar sus restos a fin de que tenga un funeral oficial en Camboya.