El presidente del Consejo de Ministros de Perú, Juan Jiménez, afirmó hoy que una comisión especial deberá determinar si el expresidente Alberto Fujimori, condenado a 25 años de prisión, desea verdaderamente ser beneficiado con un indulto humanitario.

En declaraciones a la emisora Radio Programas del Perú (RPP), Jiménez dijo que este tema deberá ser determinado por la Comisión de Gracias Presidenciales, encargada de emitir un informe sobre el pedido de indulto humanitario presentado el miércoles pasado por los hijos de Fujimori.

"La Comisión de Gracias Presidenciales puede determinar si existe la indubitable determinación de si el interno quiere o no el indulto. Es un tema que deberíamos saber, si el pedido tiene la indubitable voluntad de Alberto Fujimori, que es lo que plantea la norma como presupuesto de partida", precisó.

Medios locales han señalado que la solicitud de indulto ha sido firmada por Hiro, Keiko, Sachi y Kenji, los cuatro hijos de Fujimori, pero no por el exgobernante, quien está preso en un cuartel policial de Lima.

Según esas informaciones, Fujimori no habría rubricado el pedido porque eso implicaba una admisión de responsabilidad en los casos por delitos de lesa humanidad y corrupción por los que ha sido sentenciado.

Jiménez añadió hoy que la comisión también deberá determinar si solicita que una junta médica evalúe si las condiciones carcelarias ponen en grave riesgo la vida de Fujimori, tal como han señalado sus familiares y seguidores.

"Este tema está vinculado a si el estado de salud guarda peligrosidad específica por las razones de encierro. Primero se debe determinar si se cumplen los presupuestos para determinar la viabilidad del indulto", dijo.

El primer ministro ratificó que el tema del indulto deberá ser abordado en primer lugar desde el aspecto técnico, con una revisión del historial médico y luego pasará a manos del presidente Ollanta Humala, quien decidirá si otorga el beneficio.

"Siendo este un tema técnico, tiene implicancias políticas, pero no pasa por el Consejo de Ministros", aclaró.

Jiménez también confirmó que actualmente existen 117 expedientes con solicitudes de indulto humanitario en revisión, tal como informó el viernes la ministra de Justicia, Eda Rivas, pero aclaró que eso no implica que el de Fujimori tenga que quedar "en cola".

"Va a depender si la persona se encuentra en una situación especial de gravedad", puntualizó.

Los hijos de Fujimori, que purga 25 años de prisión por delitos de lesa humanidad y corrupción, presentaron el miércoles una solicitud de indulto humanitario para su padre, que ha polarizado la opinión pública y política del país.

Keiko Fujimori, quien perdió las elecciones presidenciales del año pasado ante Ollanta Humala, indicó que esperaba que esta solicitud se resuelva "con un criterio humano".

La también excongresista pidió "celeridad" en la respuesta al indulto, dijo que esperaba que el proceso dure entre uno y dos meses y que aguardarán "con mucha fe y esperanza" el resultado de su solicitud.

Jiménez señaló, sin embargo, que no existe un plazo fijo para resolver la solicitud.

Según el jefe del Gabinete, la Comisión de Gracias Presidenciales del Ministerio será la encargada de evaluar la solicitud y de emitir un dictamen para que sea elevado al presidente.

Los médicos que tratan a Fujimori en el Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas indicaron que es un paciente que tuvo un cáncer en la lengua que actualmente se encuentra controlado.

El 23 de agosto pasado, Fujimori, de 74 años, fue operado por quinta vez por una lesión recurrente en la lengua, y tras sufrir complicaciones de cicatrización tuvo que ser hospitalizado.

Los sectores que se oponen al indulto de Fujimori aducen que su estado de salud es mejor que el de muchos reos en las cárceles peruanas y que su puesta en libertad supondrá un respaldo a la impunidad de las violaciones a los derechos humanos cometidas durante su Gobierno.