Un tribunal federal de apelaciones dio la razón a Samsung Electronics Corp. en un aspecto de su disputa sobre patentes con Apple Inc.

El tribunal con sede en Washington DC revocó el jueves la orden de un juez que impedía a Samsung vender su teléfono multiusos Galaxy Nexus en tanto siga pendiente una demanda de Apple.

Apple acusa a Samsung de robarle la tecnología de su teléfono multiusos y su tableta iPad.

Un jurado en septiembre había favorecido a la compañía y ordenó a Samsung pagar 1.000 millones de dólares. Samsung ha gestionado que se desestime ese fallo.

En su fallo del jueves, el tribunal de apelaciones dijo que Apple no demostró que cualquiera de las violaciones de patentes de que acusó a Samsung hubiese perjudicado inmediata e irreparablemente sus propias ventas. Agregó que la jueza Luci Koh abusó de sus prerrogativas al conceder a Apple un interdicto preliminar este año.

La decisión permite a Samsung seguir vendiendo el Galaxy Nexus.