Los bomberos hallaron hoy el cuerpo sin vida de una persona bajo los escombros del estacionamiento en construcción que se hundió el miércoles en Doral, ciudad cercana a Miami, con lo que son tres las víctimas mortales hasta ahora.

En estos momentos, todavía permanece un trabajador bajo toneladas de cemento y las labores para rescatarlo continúan.

"Las posibilidades de que esa persona se encuentre con vida son mínimas, debido a la cantidad de escombros" que le sepultan, señaló a Efe Griselle Marino, portavoz del Departamento de Bomberos del condado de Miami-Dade.

No obstante, la policía del condado, que investiga en estos momentos las causas del hundimiento del estacionamiento, todavía confía en que suceda un milagro y el hombre "haya podido encontrar un hueco" donde ponerse a salvo bajo los escombros, apuntó el portavoz policial Del Castillo.

Un equipo de especialistas del cuerpo de bomberos y médicos lograron el miércoles rescatar con vida a uno de los trabajadores de la construcción que se encontraba atrapado, aunque para ello tuvieron que amputarle las dos piernas.

"Fue la única manera de salvarle", precisó Marino.

El hombre, que se encontraba "semienterrado", atrapado de la cintura para abajo entre los escombros de cemento del aparcamiento de cinco pisos en construcción que se desplomó, fue trasladado en helicóptero al Hospital Jackson, donde se encuentra ingresado en estado muy grave.

En total, cerca de una decena de trabajadores heridos fueron trasladados a hospitales cercanos, precisó.

El suceso se produjo el miércoles, cuando la estructura de una sección del garaje de cinco plantas de cemento en construcción en el campus se hundió de repente.

La obra que se desplomó se construía dentro del campus universitario del Miami Dade College, en la ciudad del Doral, en Florida (EE.UU.), que permanece cerrado.

En el momento del hundimiento de la estructura no había ningún estudiante universitario en su interior, sólo trabajadores.

Las imágenes aéreas transmitidas del lugar transmitidas hoy por la televisión mostraron una masa de escombros de cemento y equipo de construcción, así como varios trabajadores recibiendo asistencia médica en el exterior.