Más de 500 activistas de organizaciones y movimientos democráticos de cien países del mundo participarán en la séptima Asamblea del Movimiento Mundial por la Democracia, que se celebrará del domingo al miércoles próximo en Lima, anunciaron hoy sus organizadores.

La reunión es promovida por la Fundación Mundial para la Democracia (NED), cuyo vicepresidente, David Lowe, presentó hoy en rueda de prensa esta nueva edición, junto a la presidenta de la asociación civil peruana Transparencia, Luz María Helguero, y el director adjunto del Instituto de Defensa Legal (IDL), Carlos Rivera.

Lowe destacó que entre los asistentes a la cita estarán "representantes de los países considerados represores", entre ellos la periodista yemení Tawakkol Karman, ganadora del premio Nobel de la Paz de 2011 por fundar la organización de "mujeres periodistas de Yemen sin cadenas".

Karman, que narrará su historia de defensa de la libertad de prensa y de expresión en su país, será una de las expositoras junto al director de la Oficina de Derechos Humanos y Estado de Derecho de Kazajistán, Yevgeny Zhovtis, y la directora del Instituto para el Desarrollo de las Mujeres Jóvenes de Zimbabue, Glanis Changachirere.

"Al primero lo encarcelaron durante dos años tras un desafortunado accidente automovilístico y recientemente fue liberado tras una gran campaña pública, mientras que la segunda organizó un grupo de mujeres en defensa de sus derechos propios dentro de un país tan represor como Zimbabue", aseguró Lowe.

La ex primera ministra de Canadá y presidenta del Movimiento Mundial por la Democracia, Kim Campbell, moderará diferentes talleres orientados a la inclusión política, social y económica en los que también participarán defensores de la democracia de Venezuela, Irán, Bolivia, Chile y Egipto, entre otros países.

"El objetivo es que los activistas de todo el mundo compartan unos con otros su trabajo en defensa de los Derechos Humanos en sus respectivos países", comentó Lowe.

La asamblea se celebrará por segunda vez en Suramérica, después de que Brasil la acogiera en 2004, y en esta ocasión se premiará "el valor por la democracia" del Movimiento Pro-democracia en Cuba, a los defensores de las minorías sexuales en el mundo y a los defensores de los Derechos Humanos en Bahrein.

Precisamente, las revueltas y revoluciones en busca de una mayor democracia en los países de Oriente Medio y del norte de África, conocidas como la 'primavera árabe', se tratarán en esta reunión por ser, a juicio de David Lowe, "muy significativas, ya que rompieron la idea de que los países árabes estaban ajenos a la democracia".

"Sin embargo construir nuevas democracias es un trabajo grande y duro que no se hace de la noche a la mañana y que a veces permite dos pasos adelante pero otras exige uno atrás. Es un proceso de largo plazo y la gente de estos países debe ser paciente", indicó.

Lowe deseó que los promotores de la democracia procedentes de estos países puedan aprender los pasos a seguir para consolidar sus democracias gracias a las experiencias de otros compañeros.

Según el vicepresidente del NED, la elección de Lima como sede de la asamblea se debe a la "democracia pujante" de Perú, sobre la que se celebrará un conversatorio en el que participarán el ex primer ministro peruano Salomón Lerner y el embajador peruano en Estados Unidos, Harold Forsyth, entre otros personajes.

Carlos Rivera destacó, en ese sentido, que la reunión llega "en un momento particularmente complejo para la democracia peruana, con esfuerzos de la población civil y el Estado por consolidar el régimen democrático".