Juan Antonio Pizzi, exentrenador del Universidad Católica de Chile y el Rosario Central argentino, "está muy cerca de ser el nuevo técnico de San Lorenzo", anunció hoy su representante, Ricardo Schlieper.

"Sólo faltan detalles que seguramente estarán solucionados en unas horas. El contrato será hasta junio del año próximo y la intención es que asuma mañana mismo", dijo el intermediario a la agencia estatal argentina de noticias Télam.

Ricardo Caruso Lombardi fue destituido esta semana como preparador azulgrana pero ha entrenado al equipo durante los dos últimos días hasta que un sucesor suyo sea fichado, mientras negocia con la directiva los términos de la rescisión de su contrato, que vencía a mediados del año próximo.

Los dirigentes pidieron a Caruso que no se presentara hoy a entrenar a la plantilla, pero éste acudió igualmente a las instalaciones del club y dirigió a los futbolistas por recomendación de su abogado, ya que podía ser despedido por abandono de trabajo sin indemnización alguna.

Fuentes del club indicaron que Caruso recibió cheques por la suma de dinero que le corresponde, pero que éste reclama que sean avalados por un dirigente ya que las finanzas del club se encuentran en rojo.

Entre las reclamaciones de Caruso Lombardi figura el pago de 500.000 dólares por la continuidad del equipo en la Primera División, que fue el objetivo de su fichaje en el primer semestre del año.

Pizzi, exfutbolista internacional con España, dirigió al Universidad San Martín de Perú, a los chilenos Santiago Morning y Universidad Católica y a los argentinos Colón de Santa Fe y Rosario Central.

El San Lorenzo perdió tres partidos y empató uno en las últimas cuatro jornadas de la Liga argentina y bajó al antepenúltimo puesto.