La reina Sofía de España reafirmará al presidente boliviano, Evo Morales, el compromiso español con la ayuda bilateral al desarrollo en el país andino durante la visita que realizará la próxima semana a Bolivia.

La ayuda española alcanza un volumen anual de 32,7 millones de euros, aunque este año ha descendido un 22,69 por ciento respecto a 2011 debido al ajuste presupuestario motivado por la crisis económica.

La reina llegará el lunes día 15 de noviembre a La Paz para iniciar al día siguiente una visita a Bolivia, su segundo viaje de cooperación de 2012 tras el que realizó a Filipinas a principios de julio.

En Bolivia, conocerá de primera mano la marcha de proyectos de ayuda al desarrollo financiados por España en la capital, en la vecina ciudad de El Alto, Santa Cruz de la Sierra y San José de Chiquitos.

Morales recibirá en audiencia a la reina Sofía al comienzo de la primera jornada y ofrecerá además una cena en su honor ese mismo día, tras una visita al Museo Nacional de Arte, que ampliará sus instalaciones con fondos de la cooperación española.

Durante esta última, conversará con alumnos de la Escuela Taller de La Paz, que recibe también ayudas de España.

El miércoles día 17, mantendrá a primera hora un encuentro con una treintena de cooperantes españoles, visitará la escuela pública "España" en El Alto, junto al ministro de Educación boliviano, Roberto Aguilar

Además, se desplazará hasta las ruinas de la antigua ciudad precolombina de Tiwanaku, a 71 kilómetros al oeste de la capital y Patrimonio de la Humanidad.

Tras presidir la inauguración oficial del Centro Cultural de España en La Paz, abierto el pasado mayo, donde será informada sobre la contribución española a la rehabilitación de áreas históricas en la villa imperial de Potosí, la reina Sofía viajará por la tarde a Santa Cruz de la Sierra.

Al día siguiente, mantendrá un encuentro con el gobernador de esta ciudad, que albergó la Cumbre Iberoamericana de 2003, y se trasladará hasta San José de Chiquitos para conocer los trabajos de rehabilitación de un santuario jesuita, financiados con ayuda española, y visitar la Escuela Taller de la Chiquitanía, un centro de formación técnica promovido por España.

El viernes, última jornada del viaje, transcurrirá íntegramente en Santa Cruz, ciudad en la que acudirá al Centro de Formación Ocupacional de jóvenes discapacitados, gestionado por los franciscanos, que recibe ayuda española,.

También presidirá la inauguración de un proyecto de potabilización y alcantarillado financiado por el Fondo Español de Cooperación para Agua y Saneamiento.