El primer capítulo de la pulseada final entre el campeón vigente Sebastian Vettel y Fernando Alonso por el título de la Fórmula Uno se pondrá en marcha este fin de semana con el Gran Premio de Corea.

Vettel se prendió en la lucha por el título tras ganar el fin de semana el GP de Japón, la segunda victoria consecutiva del piloto alemán de Red Bull.

El español Alonso, cuyo Ferrari se estrelló en la primera curva del circuito de Suzuka, ha visto disiparse una amplia diferencia de 37 puntos sobre el escolta inmediato y ahora supera a Vettel por escasas cuatro unidades.

Tras un mal comienzo de temporada, Red Bull ha resurgido en las pistas asiáticas y ahora afrontar el tramo final de cinco carreras

Corea, India, Abu Dhabi, Estados Unidos y Brasil definirán el duelo entre Vettel y Alonso.

El triunfo con autoridad de Vettel en Suzuka le permitió convertirse en el primer piloto con victorias consecutivas esta temporada. Igualó a Alonso y a Lewis Hamilton como los únicos con tres triunfos en el actual calendario.

Pese a sus buenos resultados, Vettel sostiene que muchos factores pueden incidir en lo que falta.

"Todo puede cambiar de un zarpazo", dijo Vettel, ganador en Corea el año pasado. "Es una pelea muy reñida ahora, pero la suerte puede cambiar l siguiente fin de semana. Es un campeonato con un formato nuevo, con carreras consecutivas en Japón y Corea, luego en Estados Unidos y Brasil, así que tenemos que concentranos en una a la vez".

El jefe de Ferrari Luca di Montezemolo aseguró que Alonso ha tenido mala suerte al afirmar, que de no haber sido por los errores de otros pilotos, el español estaría en una mejor posición.

"Sabemos que podemos contar con el mejor piloto del momento. Sólo los errores de otros en Spa y luego Suzuka le han impedido tener una ventaja más cómoda sobre sus rivales", dijo di Montezemolo.

Alonso no pudo completar el GP de Bélgica tras un aparatoso choque provocado por Romain Grosjean de Lotus. También quedó fuera en Japón por culpa de otro piloto de Lotus. Tal fue el caso de Kimi Raikonnen, quien rozó su Ferrari en la primera curva.

"No se olviden de eso", dijo di Montezemolo. "De no haber sido por esos percances, ahora mismo Fernando podría estar con por lo menos 30 puntos de ventaja y ese es un cálculo conservador".

Raikonnen aún conserva posibilidades al figurar tercero, 37 puntos atrás, pese a que el finlandés no ha ganado una sola carrera en el campeonato.

Otro que no pierde la fe es Hamilton, quien saltará a Mercedes la próxima temporada. El británico quedó quinto en Japón y el actual piloto de McLaren marcha cuarto en la clasificación, a 42 de Alonso.