El gobierno italiano disolvió la administración de la ciudad de Reggio Calabria, en el sur del país, después de que un consejero de la ciudad fue arrestado por cargos relacionados con la mafia, informaron autoridades el martes.

La decisión se tomó después de una investigación a la administración de la ciudad tras el arresto el año pasado de un consejero de la ciudad por cargos de estar vinculado con la mafia, dijo la ministra del Interior Annamaría Cancellieri. Calabria es sede de la poderosa organización mafiosa 'ndrangheta.

La ley italiana exige tales investigaciones para determinar si existe cualquier posible infiltración de la mafia en la administración de la ciudad. Cancellieri señaló que se tomó la decisión para evitar cualquier "contagio" en el gobierno de la ciudad.

Aunque se han disuelto administraciones de ciudades más pequeñas por razones similares, Cancellieri dijo que ésta fue la primera ocasión en que se disuelve la administración de una capital provincial. Tres comisionados manejarán la ciudad durante 18 meses hasta las elecciones.