El presidente electo de México, Enrique Peña Nieto, se reunirá mañana con el mandatario de Perú, Ollanta Humala, durante la visita oficial que cierra una gira que lo ha llevado por Guatemala, Colombia, Brasil, Chile y Argentina.

Según el equipo de trabajo de Peña Nieto, el propósito de su viaje por Latinoamérica ha sido "construir una agenda multilateral en temas de migración, seguridad y desarrollo económico, además de consolidar vínculos de hermandad en la región y recuperar el liderazgo internacional" de México.

Peña Nieto, de 46 años, llegará hoy a Perú y se reunirá mañana también con el presidente de la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep), Humberto Speziani, y otros miembros de la organización, a quienes dirigirá un mensaje.

Las relaciones entre Perú y México se han dinamizado en los últimos tiempos, lo que se ha reflejado en la suscripción de un tratado de libre comercio (TLC) en diciembre pasado, el cual entró en vigencia a partir de febrero de este año.

En 10 años el intercambio comercial entre ambos países creció a una tasa promedio anual de 13,7 %, pasando de unos 389 millones de dólares en el año 2000 a más de 1.412 millones de dólares en 2010, según cifras del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo.

Los principales productos peruanos que ingresan al mercado mexicano libres de arancel son los langostinos, flores, conservas de pescado, galletas dulces y vinos, mientras que los bienes de consumo y productos de línea blanca son las principales importaciones de México.

Los subsectores que representan mayor participación en las exportaciones peruanas hacia México son el minero, el de petróleo y gas natural, el agropecuario y el de maderas y papeles y en una menor medida el agrícola y pesquero.

Perú y México también son parte de la Alianza del Pacífico, un bloque comercial que comprende además a Colombia y Chile, y del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), junto a otras 19 economías.

La ajetreada gira latinoamericana del mexicano comenzó el lunes en Guatemala con una numerosa comitiva; se trasladó a Colombia, donde se comprometió a fortalecer la lucha contra el crimen organizado; después se dirigió a Brasil donde planteó establecer una mayor cooperación entre ambos países; luego en Chile pidió ampliar las relaciones bilaterales y en Argentina dijo estar dispuesto a solucionar las diferencias comerciales con esa nación.

La victoria de Peña Nieto en las elecciones de julio pasado fue cuestionada por el candidato de la izquierda, Andrés Manuel López Obrador, y por el movimiento ciudadano YoSoy121, quienes lo acusaron de irregularidades en el proceso y de controlar a los grandes medios de comunicación del país.

Peña Nieto asumirá la Presidencia el 1 de diciembre próximo en reemplazo de Felipe Calderón, con lo que el Partido Institucional Revolucionario (PRI) vuelve al poder después de 12 años.