Equipos técnicos de Costa Rica y Colombia llevarán a cabo a partir de mañana la segunda ronda de negociaciones de un Tratado de Libre Comercio (TLC), que le permitiría al país centroamericano ingresar a la Alianza del Pacífico.

La negociación se realizará a puertas cerradas en un hotel en las afueras de San José entre mañana y el próximo viernes y se prevé que los equipos avancen en los 11 capítulos pendientes tras la primera ronda efectuada en Bogotá entre el 30 de julio y el 2 de agosto pasado.

El jefe negociador de Colombia, Javier Gamboa, señaló ayer en su país que durante la segunda ronda los equipos técnicos se concentrarán en los temas de acceso a mercado de bienes agrícolas e industriales, reglas específicas de origen, cooperación y asistencia mutua en asuntos aduaneros, medidas sanitarias y fitosanitarias.

También los capítulos de compras públicas, inversión, telecomunicaciones, comercio electrónico, entrada temporal de personas de negocios y aspectos institucionales.

Entre los capítulos que se han concluido se destacan los de obstáculos técnicos al comercio, facilitación del comercio, propiedad intelectual, políticas de competencia, comercio de servicios, solución de controversias, entre otros.

La base de esta negociación es el TLC firmado entre Costa Rica y Perú, lo que ha permitido avanzar más rápido de lo habitual, especialmente en asuntos normativos, según ha informado el Ministerio de Comercio Exterior costarricense.

La firma del TLC con Colombia es el último requisito para que Costa Rica pueda ser incluido en la Alianza del Pacífico, un foro conformado por México, Colombia, Chile y Perú.

Colombia es el único de esos países con el que Costa Rica no cuenta con un TLC, por lo que las autoridades comerciales del país centroamericano le han dado prioridad a la negociación.

La Cámara de Industrias de Costa Rica ha expresado su oposición a este tratado, pues considera que las economías de ambos países son "competidoras" y "no complementarias", por lo que podría causar daños a sectores costarricenses como el químico, plástico, textil, cuero, calzado, electrónico, papel y cartón.

Las negociaciones de este TLC fueron anunciadas en junio pasado durante una reunión en San José entre la mandataria costarricense, Laura Chinchilla, y el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, quienes destacaron las posibilidades de aumentar el intercambio comercial y la inversión por medio del acuerdo.

En 2011 Costa Rica exportó a Colombia bienes por valor de 48,2 millones de dólares e importó de ese país productos por 455,7 millones, según datos del Ministerio de Comercio Exterior costarricense.