El veterano pateador Rob Bironas anotó un gol de campo de 26 yardas en el tiempo extra, y se convirtió en la figura que permitió a los Titans de Tennessee ganar por 54-41 a los Lions de Detroit y lograr la primera victoria de la nueva temporada de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

Antes la defensa de los Titans se encargó de frenar al mariscal de campo reserva de los Lions, Shaun Hill, en la yarda siete de Tennessee en cuarta oportunidad y una yarda por avanzar.

Los Titans desperdiciaron una ventaja parcial de 20-9, en un partido que nunca tuvo a un equipo dominante definido, que además generó grandes jugadas, cambios en el marcador y algunas decisiones dudosas de los árbitros de reemplazo como ya viene siendo habitual desde que comenzó la nueva temporada.

Los Lions (1-2) anotaron 18 puntos consecutivos, después que los Titans habían conseguido 21 y el equipo de Detroit logró los últimos 14 tantos del tiempo reglamentario.

El equipo de Detroit recuperó una patada corta y tuvieron la asistencia de los árbitros que no revisaron un posible cambio de posesión.

En tiempo extra, el tercer gol de campo de Bironas, que durante el tiempo regular hizo otros dos de 31 y 38 yardas, respectivamente, le dio la ventaja definitiva a los Titans.

Los Lions perdieron su segundo partido al hilo cuando el entrenador en jefe, Jim Schwartz, decidió no dejar que Jason Hanson pateara su quinto gol de campo.

Hill, que ingresó en lugar del lesionado mariscal titular Matthew Stafford, fue detenido por los tackles defensivos, Jurrell Casey y Sen'Derrick Marks, en una jugada personal, sellando el triunfo de los Titans.

El mariscal de campo de los Titans, Jake Locker, confirmó sus progresos y completó 29 de 42 pases para 378 yardas, hizo dos envíos de anotación y no le interceptaron ningún balón, dejando en 113 su índice pasador.

Locker le ganó el duelo a Sttaford que encontró su objetivo en 33 de 42 pases para 278 yardas, dio uno de anotación y tampoco permitió interceptaciones.