El avión privado que transportaba a Ann Romney, la esposa del candidato republicano a la Presidencia de EE.UU., tuvo que realizar hoy un aterrizaje de emergencia en un aeropuerto de Denver (Colorado) al producirse humo en la cabina, aunque no se informó de heridos.

Según informó en Twitter la portavoz de la campaña de Romney, Andrea Saul, la aeronave tuvo que interrumpir su vuelo porque "el avión se llenó de humo", mensaje acompañado de una foto en la que se ve a los bomberos subiendo a la aeronave.

La aparente causa del incidente fue un cortocircuito, mientras que fuentes del Denver Post indicaron que se llegó a producir un pequeño fuego dentro de la cabina.

Su marido, Mitt Romey, quien se medirá en los comicios del próximo 6 de noviembre al actual mandatario de EE.UU., Barack Obama, tenía un evento de campaña en Nevada y este fin de semana asistirá a eventos de recaudación de fondos de campaña en el estado de California.

La esposa del candidato republicano había explicado en entrevista con Efe el cansancio que le produce el ritmo de campaña, algo que influye en su salud, debilitada pese a que pudo recuperarse y mantener a raya la esclerosis múltiple que le diagnosticaron a finales de los noventa.

Ayer, en una entrevista radiofónica en Iowa, Ann Romney lamentó la dureza de la campaña y las críticas contra su marido, también desde medios conservadores.

"Esto es duro, lo que hacemos ahora es importante y es hora de que los estadounidense se den cuenta de lo significativa que es esta elección y de la suerte que tienen de contar con alguien como Mitt", dijo Ann, un importante activo para la campaña de su marido y cuya imagen es muy popular.