Los maestros del sector público de Honduras realizarán un paro mañana y, además, bloquearán las principales calles del país, en demanda del pago de salarios atrasados y otras conquistas sociales, informó una fuente educativa.

El secretario del Primer Colegio Magisterial (Pricmah), Rufino Murillo, dijo a periodistas que los maestros, convocados por la Federación de Organizaciones Magisteriales de Honduras (Fomh), paralizarán sus labores y "bloquearán algunas calles" del país para "presionar" al Gobierno por el pago de salarios, en muchos casos atrasados desde 2010.

Las autoridades de Educación no han precisado las causas de la demora en el pago de sueldos atrasados desde 2010 que, según dirigentes de los docentes, al menos 5.800 maestros no han recibido ese salario desde el citado año.

"La FOMH ya giró instrucciones para que el día de mañana hagamos tomas (de carreteras)", agregó Murillo, sin dar más detalles.

Los maestros también exigen la derogación de la nueva ley del Instituto de Previsión del Magisterio (Imprema) y la ley Fundamental de Educación aprobada en enero pasado por el Parlamento.

Los educadores rechazan la ley del Imprema por considerar que les afecta el aumento al monto de las cotizaciones y la edad para jubilarse.

"No le han pagado al magisterio, ya no aguantamos esta situación", subrayó Murillo, quien pidió "disculpas y perdón" a más de 2,5 millones de estudiantes de los centros educativos del sector público que mañana no recibirán clases, por el paro.

Los maestros también protestarán por la ampliación del año académico, que finaliza el 20 de noviembre, ya que las autoridades de Educación lo prolongaron hasta el 14 de diciembre por los días que los educadores no han impartido clases, que en lo que va del año superan las cuatro semanas en algunas ciudades.

El ministro hondureño de Educación, Marlon Escoto, dijo el miércoles a periodistas que si los maestros continúan realizando paros, el año académico se extenderá hasta enero de 2013.