En un indicador crucial sobre el clima que muestra que el planeta se calienta cada vez más, la cantidad de hielo en el Océano Artico disminuyó este año a su nivel más bajo registrado y rompió los récords anteriores.

La capa de hielo en el polo norte tenía el domingo una extensión de 3,42 millones de kilómetros cuadrados (1,32 millones de millas cuadradas), 18% menos que el récord anterior de 4,17 millones de kilómetros cuadradros (1,61 millones de millas cuadradas) alcanzado en 2007, de acuerdo con el Centro Nacional de Información sobre Nieve y Hielo con sede en Boulder, Colorado. Los registros se remontan a 1979 con base en imágenes de satélite.

"Encima de todo ello, estamos rompiendo el récord que rompió un récord", dijo Walt Meier, científico del centro. El hielo en el mar disminuyó en 2007 a niveles 22% debajo del récord anterior de 2005.

El hielo en el Artico se derrite en verano y aumenta en invierno, y el lunes comenzó a crecer de nuevo. En la década de 1980, dijo Meier, el hielo en el océano durante el verano solía cubrir un área ligeramente menor que las 48 entidades contiguas de Estados Unidos. Ahora es de aproximadamente la mitad.

El calentamiento global generado por el hombre ha derretido más hielo del mar y lo ha adelgazado más durante el último par de décadas, y este año es mucho más extremo, dijo Mark Serreze, director del centro de medición de nieve y hielo.

"Recientemente la pérdida de hielo en el verano se ha acelerado y las seis menores extensiones de hielo en septiembre se han registrado todas en los últimos seis años", afirmó Serreze. "Creo que eso es bastante notable".

___

Seth Borenstein está en Twitter como http://twitter.com/borenbears