BOGOTA (AP) — Wilder Medina, uno de los mejores goleadores del fútbol colombiano, fue despedido el miércoles por Deportes Tolima tras comprobar que recayó en el consumo de drogas, informó el club.

Medina, de 31 años, estaba por cumplir una suspensión de un año el 26 de septiembre por consumo reiterado de marihuana y otra el 8 de octubre de la Conmebol por el mismo motivo en el partido ante Oriente Petrolero de Bolivia por la Copa Sudamericana en septiembre de 2010.

Pese a está situación, el Tolima le había prolongado el contrato hasta diciembre de 2014 pero lo rescindió tras conocer el informe médico.

"Para su despido hay una justa causa, el delantero dio positivo por cocaína en un control que le realizó el club", anunció el presidente del Tolima Gabriel Camargo en conferencia de prensa.

"El resultado fue negativo por marihuana, pero positivo por cocaína. Muchas veces me prometió que iba a cambiar, que le diéramos otra oportunidad. Infortunadamente, él volvió a caer", dijo Camargo.

Medina fue castigado en septiembre de 2011 tras cumplir una inhabilitación de tres meses después de que dio positivo por marihuana en dos partidos del torneo Apertura en febrero. Según la Comisión Disciplinaria de la liga profesional Dimayor, volvió a dar positivo en el control del 26 de marzo.

El jugador prometió hablar con la prensa el jueves.