El Ministerio de Defensa de Brasil anunció hoy que instalará el año que viene once estaciones meteorológicas en la Amazonía que, además de estudiar el clima, servirán para mejorar el tráfico aéreo.

Las torres serán usadas por la Fuerza Aérea, que usará los datos para estudiar las condiciones meteorológicas en las pistas de aterrizaje de los aeropuertos de esta región selvática.

Cada una de las estaciones procesa datos como temperatura, radiación solar, presión atmosférica, humedad relativa del aire y velocidad y dirección del viento, según un comunicado del Ministerio.

Cuatro de estas estaciones serán instaladas en el estado de Amazonas, otras dos en Roraima y el resto será distribuido entre Pará, Amapá, Maranhão y Tocantins.