El fiscal general de Honduras, Luis Rubí, solicitó asesoría a Estados Unidos para actualizar, reformar y fortalecer el Ministerio Público del país centroamericano, informó hoy una fuente oficial.

El portavoz del Ministerio Público (Fiscalía), Marvin Cruz, dijo escuetamente a Efe que Rubí pidió "asesoría independiente" al Departamento de Estado de EE.UU. para que la institución hondureña "sea objeto de un diagnóstico practicado por profesionales capacitados".

Además pide que los profesionales estadounidenses junto a expertos hondureños elaboren "un plan para el nuevo Ministerio Público".

El fiscal hizo la solicitud a través de una carta que envió a la subsecretaría de Estado de EE.UU. para la Democracia, María Otero, agregó la fuente.

En la carta Rubí señala que "ha llegado la hora y es este el tiempo en que el Ministerio Público de Honduras debe ser sometido a un diagnóstico profundo, para que en base de sus resultados y recomendaciones sea actualizado, reformado y fortalecido".

Esto para "optimizar su capacidad de lucha contra toda forma de criminalidad y un arma eficaz contra la impunidad", indica el documento firmado y sellado por Rubí, y que publica hoy el diario hondureño La Tribuna.

Añade que hace 17 años Honduras creó un Ministerio Público "capaz de tener un papel protagónico en el proceso penal y ser un ente profesional y especializado en la erradicación de la corrupción y la lucha contra la narcoactividad, el crimen organizado".

Otero concluyó el pasado viernes una visita de tres días a Honduras, país en el que se reunió con el presidente Porfirio Lobo, activistas de derechos humanos y líderes de jóvenes, entre otros para hablar de la importancia de los derechos humanos, fortalecer el estado de derecho y mejorar la seguridad ciudadana.