Europa lanzó hoy el segundo satélite europeo de órbita polar, el MetOp-B, a bordo de un cohete Soyuz desde el cosmódromo de Baikonur (Kazajistán) para mejorar las predicciones meteorológicas.