El presidente dominicano, Danilo Medina, prometió hoy a moradores de un deprimido sector de Santo Domingo que dará solución al problema de las inundaciones que sufren en sus destartaladas viviendas y dijo que sus ejecutorias están acordes con su discurso de toma de posesión el 16 de agosto pasado.

Medina reiteró ante medios de prensa locales su compromiso de trabajar por el bienestar de los ciudadanos.

"Yo tengo un compromiso con el país, que lo expuse en la campaña electoral a través del programa de Gobierno, y yo me voy a ceñir en los cuatro años a cumplir con ese programa de Gobierno", puntualizó el mandatario.

Solicitó, en ese sentido, que los propios dominicanos sean quienes juzguen su accionar desde el poder, y reiteró que no le fallará al país.

El presidente dominicano, que mañana cumplirá un mes al frente del Gobierno, visitó por segunda vez el sector La Barquita en Santo Domingo Este para escuchar de sus moradores las propuestas de solución al problema que sufren cada vez que las aguas del río Ozama inundan el lugar.

El jefe de Estado, tras recibir un documento con las demandas, prometió que las solucionará a partir de 2013, ya que para este año es imposible hacerlo por la falta de presupuesto.

Sin embargo, anunció que en los próximos días emitirá un decreto para nombrar una comisión que se encargará de recoger toda la problemática y recomendar soluciones definitivas al problema.

Los residentes de La Barquita, muchos de los cuales tuvieron que ser evacuados tras el paso por el país de la tormenta tropical Isaac, entregaron a Medina un pliego de ocho propuestas entre las que destacan la construcción de un muro de contención, de una avenida y del saneamiento de las cañadas que contaminan la barriada.

Medina, en ese orden, dijo favorecer que los moradores de La Barquita permanezcan allí, ante el poco éxito de reubicaciones realizadas en otros puntos de Santo Domingo.

Al final del encuentro, celebrado en una parroquia del sector Los Mina, Medina se confundió en abrazos con decenas de personas que le expresaron apoyo a su gestión.

El gobernante, en sus primeras cuatro semanas en el poder, ha dado a conocer programas como el de la alfabetización de 700.000 dominicanos en los dos próximos años, así como una millonaria financiación para el sector de las micro empresas.