La familia real de Gran Bretaña entabló una demanda contra la revista francesa que publicó fotografías de Kate, la esposa del príncipe Guillermo, topless.

El Palacio de St. James dijo el viernes que "hoy se inició un proceso legal por violación de privacidad en Francia" en nombre de la pareja real.

La revista francesa de farándula Closer publicó las imágenes borrosas el viernes pero insistió en que no violó la privacidad de la pareja. Las fotografías son las primeras en mostrar a la posible futura reina parcialmente desnuda.

Previamente, el palacio calificó la publicación de las fotos como un abuso "grotesco" a la privacidad. Comparó el caso con la incesante persecución de la fallecida princesa Diana en los días previos a su muerte en 1997.