La rumba de los Seven Kings, herederos del grupo flamenco Gipsy Kings, levantó de sus asientos al público que se dio cita en el concierto celebrado en Bangkok con canciones como "Bamboleo" o "Volare" y que terminó con una cerrada ovación para los artistas.

Hijos, primos y parientes cercanos de los míticos Gipsy Kings, grupo que conquistó el panorama musical mundial en la década de los 80 y cuyas ventas de discos ascienden a más de 30 millones, formaron a principios de año el grupo Seven Kings.

"Hemos aprendido todo de ellos. Desde niños hemos escuchado su música y sus canciones. Los Gipsy Kings son nuestros maestros", declaró a Efe Ramoutcho Baliardo, uno de los componentes de los Seven Kings tras el concierto dado ayer miércoles y enmarcado en el decimocuarto Festival Internacional de Música y Danza de Bangkok.

Descendientes de gitanos catalanes que se vieron obligados a trasladarse a Francia durante la Guerra Civil española (1936-1939), los Gipsy Kings lo fundaron en 1970 en un cámping de caravanas en las afueras de Arles (Francia) los hermanos Reyes -hijos del cantaor de flamenco José Reyes- y sus primos Baliardo.

Sus dos primeros discos no tuvieron repercusión, pero en 1986 conocieron al productor Claude Martinez y en el verano de 1987 su carrera dio el gran salto con "Djobi Djoba" y "Bamboleo", que se convirtieron en superventas a nivel internacional.

En 1989, los Gipsy Kings desembarcaron en Estados Unidos donde su álbum llegó a estar durante 40 semanas en los primeros puestos de ventas, un hito para la época de la música en español.

"Lo que los Gipsy Kings han hecho es tan grande que es muy complicado que nosotros lo volvamos a repetir. Ellos han expandido la cultura de la rumba gitana por todo el mundo", explica Ramoutcho Baliardo.

Durante el concierto de ayer en la capital tailandesa, los Seven Kings interpretaron las canciones más conocidas de sus familiares durante casi dos horas ante un auditorio repleto que no dudó en arrancarse a tocar las palmas y a bailar con los ritmos flamencos.

"Nosotros somos la tercera generación de músicos de la familia, lo que nos diferencia es que al ser más jóvenes tenemos una mayor influencias de la música moderna y actual que nuestros antecesores no pudieron tener", explica Baliardo.

A pesar de que sus canciones estén interpretadas en lengua castellana, el dominio de este idioma es pobre ya que prefieren charlar en francés o catalán, donde se sienten más cómodos.

"En este grupo todos componemos, todos cantamos y todos tocamos instrumentos. Somos una familia dentro y fuera del escenario", apunta el miembro de los Seven Kings.

Los Seven Kings, cuyo nombre hace honor a la familia Reyes, espera grabar su primer álbum, en el que mezclarán grande éxitos de los Gipsy Kings con temas propios, durante su próxima gira por America del Sur.

En Toy Story 3, ganadora del oscar a la mejor película de animación, los Gipsy Kings, que en agosto terminaron una gira por Estados Unidos, interpretaron la canción "You've got a friend in me" ("Tienes en mi a un amigo") con una versión en flamenco, incluida en la banda sonora de la película.

HASH(0x8398d24)

HASH(0x8398d9c)

Noel Caballero