Obras de cerca de un millar de artistas de diferentes países se exhiben en la segunda edición de la Feria Internacional de Arte Moderno y Contemporáneo (ArtRio), que comenzó hoy para invitados especiales y desde mañana hasta el domingo podrá ser visitada por el público general.

En un recinto montado en las instalaciones del Pier Mauá, en el centro de Río de Janeiro, 120 galerías de Brasil y del exterior presentan pinturas, esculturas, fotografías e instalaciones de vídeo-arte.

Los representantes de las galerías son optimistas en cuanto a las ventas que esperan en estos cinco días, durante los cuales la organización calcula que los negocios pueden sumar hasta 150 millones de reales (unos 75 millones de dólares).

Uno de ellos es el director de la galería Sur de Montevideo, Martín Castillo, que se estrena este año como galerista en ArtRio y que cree que la feria, a pesar de su juventud, "está muy bien posicionada" a nivel internacional.

"Apunta a un público mucho más internacional, no solo al local de Río sino al de los otros estados (brasileños). Y han venido muchos coleccionistas del exterior, especialmente para la inauguración", señaló.

"Eso la está tornando rápidamente en una feria de corte internacional", agrega Castillo, quien considera que la exposición carioca puede ponerse a la altura de la Art Basel Miami (EE.UU.) o de la Art Basel Basilea (Suiza).

La galería Sur llega a ArtRio con una propuesta de arte "del Río de La Plata, de Uruguay o latinoamericano" que según Castillo, gusta mucho en las colecciones brasileñas.

También con la idea de conquistar al público local expone Delinfinitoarte, con oficinas en Buenos Aires y Bogotá, y cuyo director creativo, Julián Mizrahi, comentó a Efe que el mercado brasileño les parece "sensacional, muy emergente" y que pretenden "afianzarse en él".

"El brasileño compra mucho (arte) local y se están dando los primeros pasos en compras fuertes internacionales", señaló.

Según datos ofrecidos por ArtRio, en esta edición de la feria se han invertido 9,5 millones de reales (unos 4,7 millones de dólares).

En la primera edición, el año pasado, 700 artistas participaron en la ArtRio, que fue visitada por cerca de 46.000 personas, número que la organización espera que llegue este año a los 60.000.