El presidente venezolano, Hugo Chávez, rechazó hoy el desafío al debate lanzado por el candidato de unidad de la oposición, Henrique Capriles, al que volvió a descalificar y tildó de ser "la nada".

"¿Un debate con quién?, con la nada, ¿qué se va a debatir? No hay debate posible", dijo Chávez en rueda de prensa, al ser preguntado por la propuesta lanzada por el candidato opositor el pasado viernes.

"Yo reto al Gobierno, en cualquier rincón del país, vamos a debatir nuestras propuestas de Gobierno", dijo el viernes Capriles, abogado de 40 años y exgobernador del céntrico estado Miranda, al asegurar que el único debate que propone Chávez es el de los "insultos".

El presidente venezolano afirmó hoy que "no hay debate posible con la nada, no hay argumentos", y señaló que Capriles debería debatir con sectores de la oposición que en los últimos días se han desmarcado de la propuesta que encabeza el exgobernador por un supuesto documento que demostraría un "paquetazo" económico oculto.

"El debate que deberían dar es con esos que están pidiendo un debate", añadió Chávez, en alusión a una petición de un diputado opositor que reclamó conversar sobre esa supuesta propuesta económica oculta, reiteradamente desmentida por Capriles.

El candidato opositor ha asegurado que ese supuesto "paquetazo" es un documento "forjado" y respondería a una estrategia de "guerra sucia" por parte del Gobierno.

Chávez volvió a asegurar que el próximo 7 de octubre ganará a Capriles por "nocaut" y reiteró que aspira a llegar al 70 % de los votos, para asegurarse un cuarto mandato para el periodo 2013-2019.

De nuevo volvió a defender que la opción que encabeza representa la tranquilidad y la estabilidad y llamó a las clases pudientes a que le respalden en las urnas para que puedan seguir haciendo negocios con un clima de normalidad.

Lo que "tendrían que votar es por Chávez por la tranquilidad del país", dijo.

Insistió en que "si alguien pretende desmontar" las políticas públicas de apoyo a las clases desfavorecidas del país pudiera hacer volver "a atrás" al país "y generar en Venezuela un proceso de desestabilización".

Chávez también se refirió a la próxima salida de su vicepresidente ejecutivo, Elías Jaua, quien se presentará precisamente como candidato a la gobernación de Miranda, y dijo que está buscando alguien para reemplazarle, aunque no adelantó quién será.

Igualmente confirmó a Nicolás Maduro como canciller.

Casi 19 millones de venezolanos están llamados a las urnas el próximo 7 de octubre para elegir un presidente con Chávez y Capriles como favoritos, por delante de cinco candidatos independientes.