Los 49ers de San Francisco demostraron la misma gran defensa, calma y capacidad para realizar grandes jugadas al vencer el domingo a los Packers de Green Bay que exhibieron al quedar a un paso del Super Bowl la temporada pasada.

¿Quién dijo que los campeones del Oeste de la NFC no podrían volver a hacerlo, esta vez con un itinerario mucho más difícil?

"Es un gran triunfo", dijo el lunes el running back de San Francisco, Frank Gore, un día después de anotar un touchdown en el triunfo en el Lambeau Field. "Tenemos que seguir mejorando, seguir trabajando".

Los Niners quebraron una racha de ocho derrotas en fila en Green Bay que se remontaba a 1990. Además, demostraron que son candidatos en serio en la NFC por segunda campaña al hilo.

Desde que se divulgó el itinerario, muchos se preguntaron si los Niners podrían repetir su actuación de la temporada pasada contra oponentes de mayor nivel, comenzando con una visita a los Packers en la primera semana.

Incluso el entrenador Jim Harbaugh reconoció que quizás su equipo no tendría tantas victorias en 2012. Ahora, los Niners tienen marca de 7-2 como visitantes desde que Harbaugh tomó las riendas antes del comienzo de la campaña anterior.

"La tranquilidad viene de la confianza. Me sorprendería mucho si no tuviesen confianza, trabajan muy duro, se preparan muy bien, y eso es algo que tenemos que seguir haciendo", comentó Harbaugh. "Una de nuestras ventajas es la forma en que nos preparamos. Queremos que seo continúe".

Alex Smith lució impresionante al atinar 20 de 26 pases para 211 yardas y dos touchdowns. Smith llegó a 185 pases consecutivos sin una intercepción, para romper la marca del equipo de 184 de Steve Young.

Y la defensa que dominó en cada semana en 2011 no le dio tregua al quarterback de Green Bay, Aaron Rodgers.

"Sabemos lo que tenemos y confiamos plenamente en todos los que estamos en la cancha, en la ofensiva, la defensiva y los equipos especiales. Mientras tengamos eso y sigamos juntos, creo que podemos hacer cualquier cosa", comentó el linebacker Patrick Willis.