Colores pastel, calados y mucha sofisticación destacaron en la colección que el diseñador venezolano Angel Sánchez presentó el lunes en la Semana de la Moda de Nueva York y que él mismo describió como un resumen a "todos los intereses" de su carrera.

El artista quiso demostrar la evolución de sus 25 años de trabajo con una colección primavera 2013 que resalta la feminidad y la modernidad, pero con las líneas precisas y la geometría que le caracterizan.

"Me gusta reinterpretar los clásicos de una manera contemporánea", dijo Sánchez a The Associated Press. "No soy vanguardista. La sensualidad la entiendo de una manera sofisticada. No me gusta lo obvio".

El artista se inspiró en las esculturas de su paisano Rafael Barrios, las cuales resaltan formas arquitectónicas pero que parecen levitar, explicó.

La presentación de su colección se realizó en una sala del Lincoln Center con una enorme escultura de cuadrados rojos de Barrios erigiéndose en el centro. Las modelos lucieron los diseños de Sánchez en un estrado circular alrededor de la majestuosa pieza. El diseñador, vestido informalmente y con una enorme sonrisa, hablaba con orgullo a periodistas y celebridades mientras retocaba los vestidos y faldas que las modelos presentaban de pie.

Fiel a su estilo, el venezolano mostró diseños de día y noche donde dominaron los colores pastel, blanco y dorado, además del volumen en las faldas y ocasionalmente bordados de flores. Los vestidos con formas triangulares de dos o tres colores y los materiales como la organza también estuvieron muy presentes en la colección.

"Quiero que se note toda la madurez que ha tenido mi trabajo en estos últimos años", dijo Sánchez, quien presentó sus piezas por primera vez bajo la carpa del Lincoln Center, a pesar de haber participado en la Semana de la Moda de la ciudad desde hace años.

Tras estudiar arquitectura y aprender costura de su madre, Sánchez trabajó como diseñador en Venezuela y abrió su primer estudio en Nueva York en 1997. Dos años después ingresó al prestigioso Consejo de Diseñadores de Estados Unidos. Entre sus clientas más famosas destacan Eva Longoria y Sandra Bullock, para las cuales diseñó sus vestidos de bodas.

Jennifer López es una de las musas a las que sueña con vestir algún día, explicó.

"La vi en persona en un restaurante. No le podía quitar los ojos de encima, su piel, su energía...tenemos tantas cosas en común. Los dos somos latinos. Ella es un mujer que representa sensualidad y fuerza", explicó el diseñador de hablar rápido y apasionado.

La mujer latina es de la que más ha aprendido, dijo, trabajando para ella durante años, y considerándose "un intérprete" de lo que ella quiere. En ella se ha centrado también la colección, explicó.

"Vengo con una cara un poquito más fresca. Esta es una colección que tiene que ver mucho con los rasgos de la contemporaneidad, del arte, de la calle pero también de todo lo gráfico y todo lo que me inspira", indicó.

El diseñador dijo que ya ha empezado a trabajar en su propia línea de perfumes, escogiendo de momento el aroma, lo que ha significado un "mundo nuevo" para Sánchez.

También le gustaría escribir un libro, como parte de la revisión de todo el trabajo que ha hecho hasta ahora.

"Hay una historia que quiero contar. Es algo que quiero compartir con colegas, con personas que están empezando...", explicó. "Compartirla con la gente que tiene pendiente preguntas".

___

En internet: www.angelsanchezusa.com

Claudia Torrens está en Twitter como http://www.twitter.com/ClaudiaTorrens