La Asamblea Coordinadora de Estudiantes Secundarios de Chile (ACES) informó hoy que no boicotearán las elecciones municipales de octubre próximo, en demanda de una mejor educación pública y gratuita, como habían anunciado la semana pasada.

La pasada semana, los dirigentes de los jóvenes desafiaron con "funar" (boicotear) las elecciones municipales en protesta, además, por la recién aprobada reforma tributaria y anticiparon que ocuparían los locales de votación.

Sin embargo en una reunión realizada este fin de semana en la localidad sureña de Talcahuano, declinaron tajantemente esta opción.

La vocera nacional de la ACES, Eloísa González, descartó las ocupaciones de los recintos de votación el próximo 28 de octubre, ya que, según dijo, "las tomas son un mecanismo de organización de los estudiantes y lo que se buscará en dicha ocasión es constituirse como una real alternativa fuera de la institucionalidad".

En esa línea, González señaló a los periodistas que realizarán una campaña llamada "Yo no presto el voto", que consistirá en participar en actividades culturales paralelas entre estudiantes y otras organizaciones sociales de cara a las elecciones.

El pasado jueves, tras el llamado a boicotear las elecciones municipales, el Gobierno rechazó "categóricamente" la iniciativa de los dirigentes estudiantiles, y el ministro portavoz Andrés Chadwick anticipó que no permitiría ninguna proposición contraria al sistema democrático.

A principios de semana el Congreso aprobó una reforma tributaria que permitirá sacar adelante el proyecto con el que el Gobierno busca incrementar la recaudación fiscal en unos mil millones de dólares por año, sin embargo los estudiantes secundarios y universitarios rechazaron la iniciativa gubernamental.

El Ejecutivo presentó el proyecto tras más de un año de movilizaciones estudiantiles de secundarios y universitarios que buscan que se reforme el sistema educativo para hacerlo gratuito y más equitativo y de mayor calidad.