La directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, manifestó hoy el interés del organismo que dirige por participar en calidad de supervisor y consultor en el programa de compra de bonos soberanos del Banco Central Europeo (BCE).

En la cumbre del Foro de Cooperación Económica de Asia Pacífico (APEC), que concluyó hoy en Vladivostok (Pacífico ruso), Lagarde, aseguró que el FMI quiere participar en calidad de supervisor y consultor en el programa destinado a comprar deuda de los países que atraviesan dificultades para financiarse en los mercados, como es el caso de España y Italia.

"Anteriormente el BCE comunicó que saluda nuestra ayuda y nosotros la ofreceremos con satisfacción. Sin duda nos gustaría actuar en calidad de consultor y tomar parte en la elaboración del programa de compra de bonos", apuntó la directora del Fondo.

Agregó que el FMI "no supervisa aquellos programas en cuya elaboración no participan nuestros especialistas".

Los problemas que atraviesa la zona euro fueron ampliamente debatidos en la sesión de trabajo de hoy de la cumbre del APEC, como constató en rueda de prensa el presidente del país anfitrión, Vladímir Putin.

"Hay serios problemas (en Europa), los hemos debatido largamente durante el almuerzo de trabajo. Intervino la señora Lagarde y tuvimos una discusión muy participativa sobre este asunto", indicó el líder ruso.

La declaración final del APEC destacó el compromiso de Bruselas para "tomar todas las medidas necesarias para la preservación de la integridad y estabilidad en la zona euro".

También lamentó que "los acontecimientos en Europa influyen de manera negativa en el crecimiento en la región".

"Los mercados financieros siguen siendo inestables, mientras que el alto nivel de déficit del sector público y la deuda pública en algunas economías desarrolladas frenan en gran medida el proceso de recuperación de la economía", subrayó el documento.