Inglaterra, Francia, Holanda, Portugal y Alemania debutaron el viernes con triunfos en las eliminatorias mundialistas de Europa, en las que el subcampeón europeo Italia tuvo que conformarse con un empate 2-2 ante Bulgaria.

La "Azzurra" fue el único del pelotón de favoritos que no sumó tres puntos al ponerse en marcha el recorrido europeo rumbo a la Copa del Mundo de 2014.

Inglaterra goleó 5-0 a Moldavia por el Grupo H, Francia derrotó 1-0 a Finlandia por el I, Holanda superó 2-0 a Turquía por el D, Alemania venció 3-0 a las Islas Feroe por el C y Portugal se impuso 2-1 sobre Luxemburgo por el F.

España, campeona mundial y europea que comparte el Grupo I con Francia, tenía la fecha libre y aplastó 5-0 a Arabia Saudí en un amistoso.

El argentino con pasaporte italiano Pablo Daniel Osvaldo logró un doblete en el empate italiano en Sofía, donde los finalistas de la última Eurocopa no contaron con su artillero Mario Balotelli, quien tuvo que someterse a una cirugía ocular.

Un inusual error del portero Gianluigi Buffon permitió a Stanislav Manolev darle la ventaja a Bulgaria a la media hora. Sin embargo, Osvaldo respondió con sus dos primeros goles como integrante de la "Azzurra" para darle vuelta al marcador antes del entretiempo. Georgi Milanov igualó por los anfitriones a los 66.

"Es una noche para el recuerdo", comentó Osvaldo. "Estoy contento por los dos goles, pero es una lástima por el resultado. Hubiese sido mejor un triunfo".

"Sabíamos que sería un partido difícil. Jugamos bien en el primer tiempo, pero pasamos algunos problemas en el segundo. Pero ellos también jugaron bien, así que creo que fue un resultado justo", agregó.

Italia generó pocas oportunidades de gol y sigue sin ganar en la capital búlgara, donde ha perdido dos veces y ha empatado tres. El equipo dirigido por Cesare Prandelli culminó el desafío con un hombre menos, después que Daniel De Rossi salió lesionado cuando ya se habían agotado los cambios.

"Un punto está bien", expresó Prandelli. "Siempre tenemos problemas al principio de la temporada. Es una lástima que no pudimos anotar un tercer gol cuando estábamos ganando 2-1".

Alemania tuvo que esperar casi media hora para abrir el marcador frente a las pequeñas Islas Feroe, pero finalmente se impuso sin mayores sobresaltos en Hannover. Tras bombardear el arco contrario, Mario Goetze abrió la cuenta por los germanos a los 28 minutos, y Mesut Oezil selló la victoria con dianas a los 54 y 72.

El arquero de las Feroe, Gunnar Nielsen, realizó un sinnúmero de atajadas para evitar una goleada de escándalo, incluidas jugadas en las que detuvo dos remates de Marco Reus y otros tiros a quemarropa de Thomas Mueller y Sami Khedira.

En Luxemburgo, Cristiano Ronaldo y Helder Postiga remecieron las redes para remontar un marcador adverso y darle la victoria a Portugal.

Los anfitriones se pusieron sorpresivamente en ventaja cuando Daniel Da Mota venció al arquero Rui Patricio con un remate desde afuera del área a los 14 minutos. Cristiano aprovechó un error de la defensa luxemburguesa, que no despejó bien un balón, y el astro del Real Madrid igualó a los 27. Postiga sentenció la remontada a los 54.

Inglaterra se dio un banquete en su visita a Moldavia y dominó con un doblete de Frank Lampard y goles de Jermain Defoe, James Milner y Leighton Baines. Lampard abrió la cuenta con un penal a los tres minutos, y los ingleses se pasearon el resto del encuentro.

"Estoy satisfecho por la forma que jugamos, especialmente en el primer tiempo", comentó el entrenador de Inglaterra, Roy Hodgson. "Atacamos y defendimos bien, recuperamos la pelota rápido y detuvimos cualquier intento de contragolpe", agregó.

En Amsterdam, Robin van Persie anotó su 30mo gol con al selección holandesa y Luciano Narsingh marcó su segundo. Van Persie encaminó el triunfo a los 17 minutos con un cabezazo después de un tiro de esquina de Wesley Sneijder.

Narsingh hizo el segundo en los descuentos.

"Ganamos con voluntad y un gran esfuerzo", apuntó Sneijder.

En tanto, Didier Deschamps ganó su primer partido oficial como técnico de Francia al imponerse en Helsinki con un gol de Abou Diaby a los 20 minutos.

Karim Benzema tuvo una oportunidad de aumentar la diferencia poco después, pero su remate fue directo a las manos del arquero Lukas Hradecky. Este fue el primer partido de Diaby con la selección francesa desde junio de 2011, ya que se perdió la mayoría de la temporada pasada por lesiones.

"Llevaba mucho tiempo sin jugar por Francia", indicó el volante del Arsenal. "Estoy contento por regresar. Es una gran satisfacción conseguir el triunfo".