El Departamento de Estado informó hoy que ha eliminado de su "lista negra" al Partido Comunista Unificado de Nepal (UCPM), con lo que allana el camino para desbloquear sus bienes e intereses en Estados Unidos.

En un comunicado, el Departamento de Estado dijo que ha quitado al UCPM y "sus alias" de la lista de organizaciones "terroristas", por lo que, eliminada esa designación, "sus propiedades e intereses en propiedades en EE.UU. ya no serán bloqueados, y las entidades estadounidenses pueden realizar transacciones" con esa organización "sin tener que obtener una licencia".

Agregó que "tras una revisión exhaustiva", el Departamento de Estado ha determinado que el UCPM "ya no está implicado en activistas terroristas que amenazan la seguridad de ciudadanos estadounidenses, o la política exterior de EE.UU."

Además, en años recientes, el partido maoísta "ha sido elegido como titular del Gobierno de coalición en Nepal, ha tomado pasos para desmantelar su aparato dirigido a realizar operaciones terroristas y ha demostrado un compromiso creíble para perseguir la paz y el proceso de reconciliación" en ese país, dice la nota.

La decisión de hoy "no busca pasar por alto u olvidar el pasado violento del partido, sino mirar hacia el continuo compromiso del partido con un diálogo político democrático y pacífico en Nepal", enfatiza.

La decisión refleja "la determinación de EE.UU. de mantener con vigencia las sanciones" contra las actividades terroristas, y "demuestra que un grupo no necesita mantenerse en una lista terrorista para siempre si demuestra un compromiso creíble para perseguir la paz y la reconciliación", puntualiza.

El partido gobernante asumió el poder en 2008, después de la caída de la centenaria monarquía nepalí tras una cruenta guerra civil que duró diez años (1996-2006) y dejó más de 15.000 muertos en los enfrentamientos entre las fuerzas gubernamentales y la guerrilla maoísta.